Frente a la ocupación ilegal del Reino de Marruecos, el Campamento de la Dignidad se internacionaliza

 

En el año 2010, la población saharaui hizó un llamamiento a defender su dignidad pacificamente y concentró a 20.000 saharauis en un campamento a las afuera del Aiun ocupado. A través de esa acción el pueblo saharaui denunció la falta de derechos que sufre desde que el reino de Marruecos ocupó ilegalmente su territorio.

El campamento de la dignidad Gdeim Izik fué arrasado por el ejército de Marruecos, cientos de saharauis fueron detenidos y torturados.

Después de siete años en prisión y después de la apelación en el tribunal de Salé, 20 activistas saharauis de los derechos humanos, han sido condenados a sentencias que van desde siete cadenas perpetuas a duras penas de treinta, veinticinco y veinte años de prisión.

No hay delitos probados en contra de ninguno de los saharauis juzgados, el único delito por el que han sido condenados ha sido la lucha pacífica por la dignidad del pueblo saharaui.

A pesar de que observadores internacionales se han pronunciado en contra de las condiciones en las cuales han sido juzgados, el tribunal de Salé no ha atendido la apelación a las sentencias que el tribunal militar impuso a los saharuis juzgados.

El Reino de Marruecos castiga la lucha del pueblo saharaui con duras sentencias que tienen el objetivo de acallar cualquier reclamo de derechos en un territorio que ha sufrido agresiones colonizadoras y que está ocupado militarmente desde 1975 por el Reino de Marruecos.

El PCPE y su Juventud Comunista J-PCPE denunciamos la agresión colonizadora que el reino de Marruecos ejerce contra el pueblo saharaui ante la paralización de las instancias internacionales que a través de acuerdos desautorizan la colonización y que con el silencio confirma su complicidad, los y las comunistas afirmamos que el campamento de la dignidad Gdeim Izik está en todos los pueblos que luchan por su dignidad.

  • Denunciamos así mismo la impasibilidad del gobierno y las instituciones españolas que, con su responsabilidad directa todavía sin resolver de la descolonización del Sahara, evita pronunciamientos sobre una sentencia más de los tribunales del reino alauita, que desprecia las condiciones del pueblo saharaui.
  • Denunciamos el papel del imperialismo estadounidense y europeo, que no sólo consiente la ocupación del Sáhara y la violación de derechos humanos sino que apoya y financia al régimen marroquí por ser un aliado y tener una posición geoestratégica importante.
  • Denunciamos las injustas sentencias contra los 20 saharauis condenados. En nuestra lucha por la liberación del pueblo saharaui, por la devolución de los territorios ocupados, estarán presentes los activistas que ayer 19 de Julio fueron condenados a sufrir cárcel de por vida, sólo por defender la dignidad.