PCPC finaliza un año de luchas con Brindis de fin de año

 

Desde el PCPC y los CJC Gran Canaria agradecemos a todos/as nuestros/as simpatizantes, así como amigos y amigas del Partido, su presencia a nuestro Brindis 2016.

En la noche del jueves 15, celebramos nuestro Brindis de fin de año. Alrededor de 60 amigos y amigas del Partido, así como toda la militancia en Gran Canaria, nos reunimos en una noche de camaradería, en la que tras un año de luchas, nos tomábamos un merecido descanso. No por ello, faltaron las intervenciones políticas, siempre en la línea revolucionaria que nos caracteriza al PCPC.

Comenzamos el Brindis con las intervenciones de los Colectivos de Jóvenes Comunistas en Gran Canaria; en las que el camarada, Samuel Castellano, hacía hincapié en el éxito que han tenido las movilizaciones estudiantiles durante este año 2016 y la importancia que ha tenido el Frente Estudiantil en las movilizaciones de dichas huelgas en educación. El camarada acababa su intervención con la reflexión de que aunque la juventud de extracción obrera y popular tiene problemas para organizarse, cree que es un escollo que más pronto que tarde terminará por solucionarse. El camarada apostaba por la seguridad de que el año 2017 será un año de movilizaciones estudiantiles.

A continuación de los CJC, intervino el FSOC, con una de sus militantes más activas a la cabeza, Isabel Talavera, la cual resumió parte de las luchas en las que su sindicato está desempeñando su actividad, como la convocatoria de huelga indefinida por parte de los trabajadores de recogida de basura de la empresa CASEUR o el impago de la empresa comercial Paper&Carton Residues Canary Island S.A, para terminar con unas palabras de defensa hacia el sindicalismo de clase y la importancia de este para ir avanzando posiciones.

También en el Brindis intervino el Secretario Insular del CCOO en Gran Canaria, Antonio Pérez, el cual apostaba por una lucha diaria de la clase obrera y la necesidad de cambiar el Capitalismo.

A continuación, intervino Joaquín Ávila, miembro del Comité Insular del PCPC en Gran Canaria, el cual relató las diferentes luchas en las que se vio inmerso el Partido durante el 2016, así como las propias actividades internas del Partido, como su X Congreso, o las movilizaciones en las que el Partido es parte organizadora como la VII Marcha Obrera de este año en la que contaron con trabajadores de Ralons y un número cada año mayor de delegados y delegadas sindicales. El camarada también hablaría del compromiso del PCPC en su lucha por la memoria de sus camaradas históricos como Eduardo Suárez o Juan García “El Corredera”, exigiendo, en el caso del primero, al Ayuntamiento de Las Palmas de GC, que cedieran una calle con el nombre del Diputado Comunista. Terminaría el camarada por defender la República Socialista como forma de Estado y la necesidad imperiosa de acabar con la explotación capitalista a través de la unidad de toda la clase obrera.

Como intervención final, el camarada y Secretario General del PCPE, Carmelo Suárez, daría el colofón final a una noche llena de reivindicaciones. En esta ocasión el camarada no mostró el nervio y la intensidad a la que nos tiene acostumbrados a los asistentes. En esta ocasión, propia de Brindis y con un tono de gran cercanía, habló de la importancia de ser comunistas y de la responsabilidad que conlleva esta responsabilidad de cara a la clase obrera. Siguió con el saludo camaraderil a varios/as de los/as asistentes al acto, como el Presidente de una de las AAVV del Cono Sur, o a una de las dos únicas guagüeras de GUAGUAS MUNICIPALES, este colectivo último, uno de los más combativos históricamente en la capital grancanaria. El camarada finalizó emocionado su intervención, con la entrega de varios carnets de militante del PCPC a varios/as de nuestros/as camaradas, una militante mujer y tres militantes varones.

Tras las intervenciones, tocaba fiesta. Se escuchó La Internacional Comunista e, inmediatamente, comenzarían a sonar canciones revolucionarias mientras todos los amigos y amigas del PCPC y de los CJC Gran Canaria compartían la comida que cada uno/a había llevado.