El pasado sábado 28, continuando con las actividades de difusión y reivindicación de la Revolución Socialista de Octubre con motivo de su centenario, desde el PCPE organizamos conjuntamente con el PCE de Cantabria la mesa-debate "Lecciones y perspectivas de la Revolución" en la Taberna Atropá de Santander, donde ponentes de ambas organizaciones debatimos sobre los avances que supuso en todos los campos (la promoción y acceso a la cultura, el desarrollo científico, la atención social, la universalización de la educación y la salud gratuitas, la promoción de la igualdad y del internacionalismo, la lucha por la paz, etc.), contrastando la experiencia soviética con la realidad política y social actual. 

Posteriormente, tras un amplio turno de intervenciones con gran participación del público asistente, disfrutamos del concierto del cantautor Jetró Legrand y su música combativa.

¡Hoy, como ayer, la tarea es la Revolución!

El pasado sábado 28, continuando con las actividades de difusión y reivindicación de la Revolución Socialista de Octubre con motivo de su centenario, desde el PCPE organizamos conjuntamente con el PCE de Cantabria la mesa-debate "Lecciones y perspectivas de la Revolución" en la Taberna Atropá de Santander, donde ponentes de ambas organizaciones debatimos sobre los avances que supuso en todos los campos (la promoción y acceso a la cultura, el desarrollo científico, la atención social, la universalización de la educación y la salud gratuitas, la promoción de la igualdad y del internacionalismo, la lucha por la paz, etc.), contrastando la experiencia soviética con la realidad política y social actual. 

Posteriormente, tras un amplio turno de intervenciones con gran participación del público asistente, disfrutamos del concierto del cantautor Jetró Legrand y su música combativa.

¡Hoy, como ayer, la tarea es la Revolución!

El Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE) y su Juventud (J-PCPE) expresan su total solidaridad con los/as jóvenes estudiantes acusados en el caso "Preguntar No es Delito" (uno de ellos camarada nuestro), cuyo juicio se ha celebrado este miércoles 25 de octubre, y exigen su completa absolución.

 

La rebaja en la petición de condenas /que ha pasado de cerca de 42 años de cárcel en total a  una petición de 1 de cárcel y de inhabilitación más 35.000 euros en multas) no es suficiente. Los vídeos y los testimonios imparciales han demostrado la completa inocencia de esos jóvenes, que únicamente intentaron asistir a un acto público en la Universidad de Cantabria para expresar su rechazo a los recortes y privatizaciones en la Educación Pública.

 

Gracias a los vídeos aparecidos el caso "Preguntar No es Delito" se ha convertido en un ejemplo paradigmático de lo que sucede en cientos de juicios por causas políticas: informes policiales falseados y testimonios de funcionarios o políticos llenos de mentiras; sumisión de la fiscalía y jueces a las declaraciones de policías o autoridades; manipulación y seguidismo de la versión oficial en los medios de comunicación capitalistas ...

 

El objetivo de este montaje policial no era otro que reprimir y atemorizar el movimiento popular y en concreto el movimiento estudiantil; y a la vez criminalizar socialmente la protesta, convirtiendo en violentos radicales a quienes defendían la Educación Pública y fueron las víctimas de varias agresiones policiales.

 

El PCPE y la J-PCPE considerará injusta y represiva cualquier sentencia que no sea la total absolución y exoneración de los/as acusados/as. Los únicos culpables de toda esta historia han sido Ignacio Diego, por su política de recortes y privatizaciones en la Educación Pública; quienes impedieron el acceso a  un acto público a qlos/as jóvenes que iban a realizar preguntas incómodas; los policías que agredieron a varios de esos/as jóvenes y mintieron en sus testimonios; y la fiscalía y juez que dando crédito a las diversas mentiras de la policía y cargos políticos han tenido en vilo durante más de 3 años a 9 jóvenes y sus familias.

 

NI UN PASO ATRÁS EN LA DEFENSA DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA

NO A LA CRIMINALIZACIÓN DE LA LUCHA Y LA PROTESTA OBRERA Y POPULAR

ABSOLUCIÓN COMPLETA PARA "PREGUNTAR NO ES DELITO"

El pasado sábado 21, el PCPE de Cantabria y su Juventud, la J-PCPE, organizamos en el Centro Obrero y Popular "Bertolt Brecht" de Santander un acto público con motivo del cien aniversario de la Revolución Socialista Soviética que llevó al poder a la clase obrera y al campesinado en 1917; para reivindicar los logros y avances que supuso la construcción del primer Estado socialista del mundo, y aprender de las lecciones de este acontecimiento histórico, para aplicarlas en la lucha de hoy por el cambio revolucionario hacia una sociedad más justa y sin explotación.

La intervención principal del acto estuvo a cargo del camarada Carmelo Suárez, Secretario General del PCPE, en la que incidió especialmente -mediante diferentes ejemplos- en lo imprescindible de la lucha popular diaria en todos los ámbitos (en el trabajo, en el barrio, etc.), que es la que aumenta la conciencia de l@s trabajador@s y la que construye cada día la organización revolucionaria. Sin lucha diaria no hay nada. 

Después se abrió un animado debate en el que las intervenciones y preguntas de los asistentes incidieron principalmente en temas como la participación de la mujer trabajadora, la lucha obrera y sindical, la organización de l@s trabajador@s en paro, la situación del movimiento comunista internacional, y la necesidad de incrementar la solidaridad internacionalista con los pueblos agredidos por el imperialismo, entre otros temas.

¡Gracias a todas y todos los que os acercásteis a debatir con nosotr@s, y al camarada Carmelo por desplazarse desde Canarias para apoyar este acto!

SANTANDER: ACTO PÚBLICO 
100º Aniversario de la Revolución Socialista Soviética
"Hoy, como ayer, la tarea es la Revolución"
 
Intervendrá:
Carmelo Suárez, Secretario General del PCPE

Sábado 21 de Octubre a las 18:00 horas
Centro Obrero y Popular Bertolt Brecht 
(C/Isaac Peral Nº3, SANTANDER)

CANTABRIA PARA TODAS

Varios cientos de personas (un millar según los responsables de la organización) nos manifestamos ayer sábado 9 contra el racismo, por la convivencia y por la unidad de la clase trabajadora por encima de nuestra nacionalidad, color o religión, en respuesta a la manifestación de la asociación fascista y xenófoba Alfonso I, que reunió a poco más de un centenar de manifestantes bajo el lema "Prioridad Nacional".

Los camaradas del PCPE y de J-PCPE participamos en la manifestación con nuestra pancarta, coreando consignas como "nativa o extranjera, la misma clase obrera", "Cantabria obrera, fascistas fuera", "nazis no" o "fuera fascistas de nuestros barrios". Además, queremos expresar públicamente nuestro reconocimiento al infatigable trabajo realizado y al firme compromiso demostrado por la Asamblea contra el Racismo y la Discriminación de Cantabria.

Los comunistas decimos bien alto que ningún trabajador es nuestro enemigo. Los que sobran no son los trabajadores inmigrantes, son los explotadores.

 

Nota informativa de la célula Chus "el negro" de Santander:

 

Quienes utilizan el nombre y las redes sociales de PCPE Cantabria ya no forman parte del proyecto y usurpan el nombre de forma vergonzosa

  • Los pasados 22 y 23 de abril estaba convocado en Madrid el Vº Pleno del Comité Central del PCPE, elegido en nuestro Xº Congreso celebrado en junio de 2016, hace menos de un año.
  • Antes de comenzar el pleno, 13 de las 37 personas presentes en aquel momento decidieron abandonar la reunión, se reunieron en otro lugar, se autoproclamaron de forma totalmente ilegítima como el Comité Central del PCPE (incluyendo después a varias personas que no fueron elegidas en el Xº Congreso) y “decidieron” la destitución de nuestro Secretario General y del Secretariado Político, nombrando a otros en su lugar.
  • Estos hechos, que suponen en la práctica una escisión y la creación de una nueva organización política, son la conclusión de un proceso de división interna y trabajo fraccional que ha padecido el PCPE desde antes del Xº Congreso. Varias organizaciones territoriales del PCPE y el Consejo Central de nuestra juventud, los Colectivos de Jóvenes Comunistas, han apoyado a la escisión.
  • Ante el clima existente de enfrentamiento interno que existía, el Comité de Cantabria del PCPE elegido en la 4ª Conferencia Extraordinaria aprobó por unanimidad dos resoluciones en diciembre de 2016 y enero de 2017. En ambas resoluciones se analizaba que no existían motivos políticos ni ideológicos que justificasen la división del partido y se hacía un llamamiento a las partes a resolver de forma política el conflicto.
  • La célula del PCPE de Santander se reafirma en que no existían diferencias político-ideológicas (más allá de cuestiones de matiz o táctica) que justifiquen la ruptura de un partido comunista, y menos en la situación de debilidad en que se encuentra el movimiento comunista actualmente. Seguimos creyendo que las causas de esta división responden a diferentes estilos de trabajo, afinidades y ambiciones personales, lo cual hace aún más irresponsable e incomprensible la ruptura del partido.
  • Tanto el Secretariado Político como el legítimo Comité Central elegido en nuestro Xº Congreso han cometido errores y han actuado en ocasiones de manera inorgánica, pero eso no justifica ni la ruptura del partido ni mucho menos los métodos y formas que se han utilizado para ello.

 

En la moral comunista el fin nunca justifica los medios

  • En la moral comunista el fin no justifica los medios. Ese es un pensamiento antidialéctico y, por tanto, antimarxista. Igual que la táctica es una parte de la estrategia a la que debe servir y ser coherente con ella, los medios no son separables de los fines que se persiguen. No se puede construir el partido comunista ni avanzar hacia la revolución con métodos y tácticas anticomunistas. Sostener lo contrario conduce inevitablemente a la degradación político-moral, al tacticismo y al oportunismo.
  • La decisión de marcharse del partido, si se considera que el proyecto no es correcto o quienes lo dirigen no son los más indicados, es equivocada porque nos debilita, pero en todo caso sería una decisión legítima. Lo que nunca será legítimo es intentar usurpar las siglas del partido, que la escisión se autoproclame como el verdadero PCPE, que se apropie de materiales y cuentas de redes sociales, e incluso se roben 8.400 euros de la caja de resistencia destinada a hacer frente a la represión y posibles multas que tenía el Comité Central (el legítimo, el elegido en el Xº Congreso).
  • Es anticomunista manipular, conspirar, mentir e intentar darle la vuelta a la realidad para afirmar que la fracción o la escisión es la mayoría del Comité Central, o que quienes quieren liquidar el proyecto del PCPE no son quienes lo rompen sino quienes permanecemos fieles a los órganos de dirección elegidos democráticamente en nuestro Congreso hace menos de un año.
  • Que una mentira repetida mil veces se convierte en verdad no es precisamente un pensamiento comunista. Al contrario, para los comunistas, en palabras de Lenin, “la verdad es siempre revolucionaria”, incluso cuando nos pueda perjudicar a corto plazo o pueda no ser entendida por la mayoría. Quienes no reconocen que se han marchado del proyecto del PCPE para crear otro partido (que ya se verá lo que es y lo que deja de ser), quienes intentan usurpar nuestras siglas, imagen y materiales, sólo demuestran su mala conciencia o su incapacidad política para reconocer y argumentar públicamente su decisión de escindirse.
  • Es igualmente anticomunista presentarse como los salvapatrias que van a “recuperar el hilo rojo de la historia”, “salvar el marxismo-leninismo” español, ser los “auténticos bolcheviques” o erigirse en los líderes que necesita la clase obrera, mientras lo que se hace en la práctica es dividir un partido comunista ya de por sí pequeño. Para los comunistas “la práctica es el criterio de la verdad”, no los discursos grandilocuentes que cada cual haga sobre sí mismo.
  • Esos métodos anticomunistas de intriguillas, cuchicheos, engaños y manipulaciones los hemos sufrido también en el PCPE de Cantabria en los últimos meses. A pesar de lo aprobado por el Comité de Cantabria llamando a la unidad de nuestra militancia y a no participar de actividades fraccionales, algunas personas que tenían toda nuestra confianza y respeto, personas a las que considerábamos nuestros camaradas y amigos, han actuado con absoluta deslealtad, organizando a nuestras espaldas su apoyo al movimiento de escisión producido en el Comité Central y la ruptura unilateral de la organización en Cantabria.
  • Quienes manipulan la realidad pretendiendo hacer ver públicamente que siguen siendo el Comité de Cantabria del PCPE ya ni siquiera forman parte de nuestra organización. Tampoco la célula de Torrelavega, ni el núcleo de Santoña ni buena parte de los CJC de Cantabria participan ya del proyecto político del PCPE, por mucho que sigan utilizando públicamente nuestras siglas. La tristeza, la rabia y la decepción que sentimos son enormes. Es desgarrador ver a personas a las que tanto hemos apreciado caer ahora en la mentira y la manipulación.

 

El tiempo pone a cada cual en su lugar

  • La práctica es el criterio de la verdad. Ninguna retórica soporta el paso del tiempo. Es cuestión de semanas o como mucho meses que quienes usurpan ahora el nombre del PCPE se vean obligados a dejar de hacerlo. Su intento de hacerse pasar por el legítimo PCPE, además de manipulador y cobarde, es totalmente ridículo.
  • Ya veremos donde acaba esta escisión que ha sufrido el PCPE. Algunos ya tenemos suficiente experiencia para haber visto como acabaron muchos que presumían de pureza ideológica. Quienes permanecemos en el PCPE lo hacemos convencidos, conscientes de nuestras limitaciones y numerosos errores, pero también orgullosos de una cultura política que nació precisamente como reacción a la traición política y los métodos conspirativos, fraccionales y manipuladores que habían destruido el PCE.

 

Célula “Chus el Negro” del PCPE, en Santander a 5 de mayo de 2017

 

 

Revolución es sentido del momento histórico; es cambiar todo lo que debe ser cambiado; es igualdad y libertad plenas; es ser tratado y tratar a los demás como seres humanos; es emanciparnos por nosotros mismos y con nuestros propios esfuerzos; es desafiar poderosas fuerzas dominantes dentro y fuera del ámbito social y nacional; es defender los valores en los que se cree al precio de cualquier sacrificio; es modestia, desinterés, altruismo, solidaridad y heroísmo; es luchar con audacia, inteligencia y realismo; es no mentir jamás ni violar principios éticos; es convicción profunda de que no existe fuerza en el mundo capaz de aplastar la fuerza de la verdad y las ideas…” (Fidel Castro, 1º de mayo de 2000)

 

 

Junto a miles de trabajadores y trabajadoras, el Partido y la Juventud de Cantabria, junto a algunos simpatizantes, participamos activamente este 1º de mayo, Día internacional de la Clase Trabajadora, en la manifestación convocada por CCOO y UGT que recorrió las calles de Santander, y que contó con una alta participación de unas 5000 personas.

Bajo los lemas habituales del partido como “Viva la lucha de la clase obrera” la manifestación realizó su recorrido sin incidentes desde Numancia a la Plaza Pombo, y durante la cual se aprovechó para vender ejemplares del Unidad y Lucha y para hablar con varios trabajadores y trabajadoras.

Tras la manifestación se organizó una quedada en el Centro Obrero y Popular “Bertolt Brecht” con algo de bebida y comida para continuar estrechando lazos entre camaradas y simpatizantes.

 

 

Ante el reciente escándalo del banco de alimentos de Camargo, el Partido Comunista de los Pueblos de España PCPE expresa la siguiente posición:

1 -  Aprovecharse de la necesidad de las personas más explotadas y empobrecidas por la crisis capitalista es de una bajeza moral repulsiva y refleja el grado de corrupción  y degeneración que provoca un sistema basado en el egoísmo, la búsqueda del máximo beneficio y la explotación de los seres humanos. Los implicados directos en el robo de alimentos sólo merecen rechazo absoluto. Estamos seguros de que ni el pueblo ni la clase obrera olvidarán ni perdonarán tales hechos.

2 - El caso del banco de alimentos de Camargo ha sido el ejemplo más escandaloso (y finalmente más mediático) de un problema general, las irregularidades que se cometen en el reparto de alimentos, debidas a la dejación que hacen las instituciones públicas y al protagonismo de partidos políticos, asociaciones o entidades privadas, que en muchos casos son honestas y comprometidas, pero que en otros casos utilizan criterios arbitrarios e injustos para decidir los repartos. Además, ese protagonismo de partidos, asociaciones y entidades privadas, sean religiosas o laicas, genera redes de clientelismo y en ocasiones prácticas caciquiles. Desde el PCPE defendemos que todo servicio social, incluido el reparto de alimentos, debe ser exclusivamente público, realizado por empleados públicos y con criterios objetivos y transparentes para no dar lugar a los chanchullos, los favoritismos y el clientelismo.

3 - Desde el PCPE consideramos que además del reparto de alimentos, las instituciones públicas, en este caso el ayuntamiento de Camargo, deberían crear Economatos Públicos, ya que muchos trabajadores y familias obreras no acuden a los bancos de alimentos por no verse en situaciones tan extremas o por vergüenza, pero realmente pasan apuros para llegar a fin de mes y poder comprar algunos productos de primera necesidad. Los Economatos Públicos ofrecerían esos productos a precios de coste, crearían empleo público, podrían fomentar redes de pequeños productores agrícolas o ganaderos locales y frenarían el monopolio cada vez mayor del comercio de alimentación en manos de grandes cadenas y grandes superficies.

4 - El caso del banco de alimentos de Camargo, donde los principales implicados pertenecían a Ganemos Camargo, debería hacer reflexionar a muchas personas y organizaciones que en los últimos años se han sumado de forma acrítica a modas políticas e ideológicas. Partidos como Ganemos o Podemos nacieron dando lecciones sobre democracia interna y transparencia, con muchas críticas a las organizaciones históricas de la clase obrera como los sindicatos o los partidos comunistas, a los que se nos acusaba de anticuados y fomentar los aparatos internos. Los casos de Ganemos Camargo, de Ganemos Santander, o de las sucesivas disputas internas y escisiones en Podemos (incluidas las acusaciones de enchufar a familiares o amigos en puestos públicos o de amañar las elecciones primarias) deberían hacer reflexionar a muchos de aquellos entusiastas de la “nueva política”.

En las últimas semanas el círculo de Podemos de Camargo-Astillero no sólo se ha desvinculado públicamente de Jimena González, la principal acusada del escándalo del banco de alimentos de Camargo, sino que ha acusado al equipo de gobierno municipal PSOE-PRC de ser los responsables políticos del caso. La responsabilidad política del equipo de gobierno municipal, especialmente la alcaldesa, es evidente pues fueron quienes permitieron que esa persona controlara los repartos, pero resulta muy hipócrita que Podemos intente dar lecciones cuando es público que Jimena González era miembro de Podemos (aunque no participase en ese círculo) y fue candidata a la Secretaría General de Podemos en Cantabria frente a Julio Revuelta tras la destitución de José Ramón Blanco.

En sus pocos años de existencia Podemos se ha visto ya salpicado de continuos escándalos de destituciones, divisiones, disputas internas y acusaciones de prácticas irregulares tanto a nivel municipal y autonómico como a nivel estatal. Parece que han aprendido rápido de partidos como el PP y todo son “casos aislados”...

Algunos nos consideran a los comunistas desfasados por mantener que en cualquier organización lo primero es el compromiso militante, para que la gente se conozca cara a cara y se sepa quién trabaja de verdad por cambiar la sociedad y quien va sólo de boquilla. Quienes nos critican son los mismos que prefieren el marketing, la presencia en medios de comunicación y los concursos de popularidad en primarias por internet. Luego pretenden pasar por impolutos cuando se dan navajazos entre ellos o se les cuelan indeseables dentro.

Página 1 de 13