Comité Central

Una nueva comedia con guion repetido, actores principales desprestigiados y algún que otro figurante que adopta un falso rol protagónico, trata de obtener el premio hollywoodiense a través de una machacona inserción en las cadenas televisivas y radiofónicas ebrias de anticomunismo. La reiteración en las mentiras, la visibilidad de sus desnudas vergüenzas, la infame manipulación de imágenes y declaraciones, persigue que la risa se convierta en drama, y el drama en tragedia; ¿importan los muertos?

Estamos asistiendo a un nuevo episodio de lo que el canciller Bruno Rodríguez ha calificado de “guerra no convencional”, declarada por el imperialismo norteamericano contra el pueblo cubano, auténtica víctima de la criminal política que, utilizando el bloqueo comercial, económico y financiero contra Cuba, pretende convertir a la isla mayor de las Antillas, en un territorio asociado y ocupado por la primera potencia económica mundial. Nada nuevo en un objetivo perseguido desde 1898 cuando España perdió este dominio colonial que, traspasado a los EEUU, se consagra en 1901 con la famosa enmienda Platt, que se incorporó jurídicamente a la Constitución cubana, como expresión de dependencia y eliminación de la soberanía de Cuba.

Hasta el 1 de enero de 1959, gobiernos títeres del imperialismo norteamericano estuvieron gestionando los espurios intereses de los EEUU, despreciando los que beneficiaban al pueblo cubano, y apropiándose, por tanto, de la riqueza creada por el pueblo trabajador de la ciudad y del campo.

Este expolio finaliza el 31 de diciembre de 1958. A partir de entonces, Cuba se convierte en un país libre, independiente y soberano de todo su territorio, salvo el vestigio de los 117 km2 de la base naval yanqui de Guantánamo que continúa ilegalmente ocupada.

Incapaces de admitir su derrota histórica, los EEUU emprendieron acciones criminales contra Cuba soportadas con fondos aprobados, incluso, por el Congreso, violando consecuentemente las normas que rigen en el Derecho internacional relativo a las relaciones entre los estados. Violaciones permanentes del espacio aéreo, inundación de plagas y epidemias desterradas del campo de Cuba, innumerables intentos de magnicidio contra sus dirigentes revolucionarios (Fidel), son sólo algunas de las armas de guerra empleadas por el imperialismo.

Ante la feroz campaña desatada contra Cuba, las organizaciones y partidos comunistas del estado español abajo firmantes,

DENUNCIAMOS la violencia desatada contra Cuba que se apoya en grupos organizados de contrarrevolucionarios y fascistas. 

ACUSAMOS a los agresores de perseguir el regreso del modelo de dictadura títere del imperialismo como la del sanguinario Fulgencio Batista.

DELATAMOS que el bloqueo es la principal causa y herramienta de agresión a Cuba.

REPUDIAMOS a los partidos del marco constitucional del 78 del estado español que, reiterando la traición a los intereses de la clase obrera y del resto de sectores populares cometida en el proceso llamado de la Transición, pretenden reverdecer el colonialismo español sobre Cuba, escondiendo, no solo el genocidio que causó a la población aborigen de la isla y la esclavitud sino la muerte y destrucción causada durante la legítima Guerra de Independencia librada por el Ejército Manbí.

Nos SOLIDARIZAMOS con la Revolución cubana y sus avances en los derechos civiles, sociales y laborales del pueblo trabajador.

REAFIRMAMOS nuestro reconocimiento por el proceso socialista de Cuba, donde la Sanidad, la Educación, el desarrollo científico, la Cultura, el Deporte y el Ocio, al servicio del pueblo trabajador, son piedras angulares de su construcción social.

SALUDAMOS los métodos democráticos de participación del pueblo cubano en las instituciones del estado, como la Asamblea Nacional, o en la elaboración y refrendo de la reciente Constitución, aprobada con una amplia mayoría cercana al 90% de los electores.

RECONOCEMOS el esfuerzo y consecución de las vacunas Abdala y Soberana02 logradas exclusivamente con los propios recursos y capacidades de las empresas sanitarias y de microbiología del estado.

ABUNDAMOS en la naturaleza democrática de la legislación cubana, donde están prohibidos los desahucios, perseguido con dureza la violencia contra la mujer, prohibidas las organizaciones y manifestaciones fascistas, homófobas y racistas.

AYER con Fidel, Raúl, Camilo y el Ché, HOY con el pueblo cubano y su revolución, con Miguel Díaz Canel y el Partido Comunista de Cuba al frente.

¡Venceremos!

26 de julio de 2021

 

FIRMAN ESTE COMUNICADO

Red Roja.

Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE)

Juventud Comunista de los Pueblos de España (JCPE)

 

 

 

 

 

El imperialismo recrudece sus ataques contra Cuba. Los asedios a representaciones oficiales del estado cubano…

Soterradamente, paso a paso, con premeditación, nocturnidad y alevosía, el estado burgués, inmerso en una crisis del sistema capitalista incapaz de resolver por sus propias contradicciones, exprime su poderosa maquinaria de represión anticomunista.

Recuperando las medidas adoptadas en los años 30 que fomentaron el fascismo y el nazismo, hoy nos encontramos con el acuerdo del Comisionado Federal alemán de negar la participación del Partido Comunista Alemán (DKP) en las elecciones federales que se van a celebrar en el próximo mes de septiembre.

La decisión que se adopta por una institución del estado alemán no es ninguna resolución administrativa. Muy al contrario, responde a las exigencias del guion del capitalismo para impedir que el pueblo alemán disponga de una propuesta obrera, revolucionaria, socialista, de salida a la crisis, que sólo el DKP en Alemania es capaz de ofrecer.

Alegando falsos motivos de procedimiento, el Comisionado Federal pretende laminar los derechos que el DKP, como partido de la clase obrera alemana, ha conquistado con su lucha permanente. Pero su objetivo real es la ilegalización del DKP, y con esto intenta dar el primer paso.

No es nada original el gobierno alemán de la “demócrata” Merkel. También recientemente el Parlamento europeo sacó una resolución equiparando al nazismo y al comunismo. Hungría, las repúblicas bálticas y otros países signados por su propia vergüenza antidemocrática, emplean los métodos más agresivos contra los partidos comunistas.

En esta lucha por la legitimidad y legalidad de la ideología comunista, el PCPE va a mantener con firmeza una postura de solidaridad internacionalista y de compromiso con los partidos hermanos que padezcan la persecución y represión de sus gobiernos y estados burgueses.

Por ello, el Comité Ejecutivo del PCPE, en nombre de su Comité Central, se solidariza con el DKP, con su presidente Patrick Köbele, su Comité Central y toda la militancia del Partido y la Juventud, poniéndose en el lugar de la trinchera que los camaradas alemanes determinen. A las y los comunistas, la represión del estado burgués no nos rinde.

¡VIVA EL PARTIDO COMUNISTA ALEMÁN!

¡NO PASARÁN!

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!..., ¡VENCEREMOS!

A 9 de julio de 2021

Comité Ejecutivo del CC del PCPE

 

El Comité Ejecutivo del PCPE ante la crisis desatada en la ciudad de Ceuta, DECLARA:

  1. El último episodio, por ahora, en las maniobras que las distintas potencias imperialistas y el sionismo realizan en la disputa por tratar de controlar el noroeste africano y el acceso al Mediterráneo a través del Estrecho de Gibraltar es la decisión de Marruecos de enviar a miles de personas desesperadas hacia Ceuta y Melilla, jugando con el riesgo cierto de sus vidas.
  2. Este suceso ocurre, por un lado, después del masivo envío de pateras durante el pasado verano a las islas Canarias por parte de Marruecos, que hoy sigue con un goteo menos intenso pero persistente. Y, por otro lado, justo antes de que se inicien las maniobras conjuntas de Marruecos y EE UU, en las que también está prevista la intervención de efectivos del Ejército de España, entre el 7 y el 18 de junio, denominadas “African Lion”. Estas maniobras se desarrollarán en parte en el Sáhara Occidental, en el territorio ocupado por Marruecos y contará con 7.800 efectivos del ejército del reino alauita.
  3. Coincide todo ello, al mismo tiempo, con el recrudecimiento de las hostilidades militares entre la RASD y Marruecos, también con la presencia del Presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) en España para atención médica y con una violencia generalizada de las tropas ocupantes y sus sicarios contra la población civil saharaui y, especialmente, contra sus activistas de mayor reconocimiento. La vulneración de los derechos humanos de la población saharaui se realiza con total impunidad y con el silencio de España y la Unión Europea, conocedores del terror y la persecución de las fuerzas represivas marroquíes.
  4. El multimillonario dictador marroquí, Mohamed VI, utiliza a su pueblo hambriento como parte de su estrategia política. Hoy Marruecos es el país que está en mejores condiciones por su posición geográfica para determinar los flujos migratorios del continente africano hacia Europa, así como para ejercer el control del Estrecho de Gibraltar que es un paso de más elevado interés militar en la guerra general que desarrollan las grandes potencias imperialistas.
  5. Por el lado español la reiterada amistad de la casa de los Borbones con los sucesivos dictadores alauitas sella una alianza que condiciona todo el escenario político a favor de Marruecos. Pero también los gobiernos de turno, y todos los partidos políticos sistémicos, se someten a lo que saben que son las reglas del juego en el noroeste africano y, por ello, ninguno se enfrenta a Marruecos, que actúa con total impunidad en su corrompida política.
  6. El capitalismo español, al igual que lo hace el francés y el resto de Europa, tiene intereses estratégicos en Marruecos, con inversiones millonarias y unas importaciones a bajo precio de las que obtienen grandes ganancias. Ese factor también juega a favor de Marruecos.
  7. El objetivo actual de Marruecos es el de garantizar que el gobierno español, el actual o cualquier otro que pudiera darse en el próximo futuro, se alinea con sus intereses y no interviene políticamente de forma que obstaculice sus afanes expansionistas y su peso político en la escena internacional. Ello hasta el extremo de que en el inicio del año 2020 aprobó en su “parlamento” dos leyes delimitando sus aguas continentales que invaden tanto la soberanía saharaui como la soberanía de las aguas españolas en Canarias. El gobierno español, ninguno de los partidos políticos sistémicos, ha realizado una denuncia de tales leyes ilegales e ilegítimas. Se convierte, por tanto, en política de estado que, de hecho, prevarica al no respaldar resoluciones internacionales que la obligan a su aplicación.
  8. Se añade a todo lo anterior el proceso de rearme de Marruecos, apoyado por EE UU y la entidad sionista de Israel, con una modernización de sus recursos de guerra que le sitúa en clara ventaja con respecto a España, especialmente en la zona de Canarias.
  9. El gobierno español (hoy este de PSOE-UP, pero mañana cualquier otro), está metido en una trampa de la que no sabe salir. Por un lado sus propios intereses como país imperialista débil, y por otro sus necesidades de mantener alianzas favorables con los imperialismos principales, le dejan en una situación extremadamente difícil, pues lo que es bueno para una cosa es malo para las otras. Marruecos utiliza de forma muy premeditada este conflicto de intereses y, por su parte no hay ni principios éticos ni lealtades “entre países amigos”
  10. Esta situación solamente tiene salida con un poder político en España que fuera firme defensor de la soberanía del país, que estableciera acuerdos con Marruecos y otros países de la zona sobre la base del leal beneficio mutuo y, ello es de la mayor importancia, que reconociera a la República Árabe Saharaui como titular del territorio del Sáhara Occidental asumiendo sus responsabilidades como antigua potencia colonial, y frenando el expansionismo marroquí, que hoy lleva a España a una situación de mayor debilidad según lo tolera y se atemoriza. Las condiciones de España como país capitalista constituyen un impedimento insuperable para realizar una política con esta orientación soberana y de defensa de la legalidad internacional. Por ello España, su monarquía, y cualquiera que sea el gobierno en el marco del capitalismo, estará siempre en una trampa en las que lleva todas las de perder.
  11. El PCPE concreta su respuesta a esta situación con los siguientes compromisos políticos, como expresión de la voluntad de nuestro pueblo de denunciar las políticas del gobierno:
  • Denunciar la venta de nuestra soberanía e independencia nacional por parte del gobierno de España (el de hoy, y también los anteriores). 
  • Realizar una práctica política solidaria con el hermano pueblo saharaui, apoyando las Marchas por la Libertad que se han iniciado con esta fecha y que culminarán en Madrid el 19 de junio. El PCPE exige el reconocimiento oficial de la República Árabe Saharaui Democrática por parte del gobierno 
  • Denunciar la realización de las maniobras “African Lion”, y exigir al gobierno de PSOE-UP que las tropas españolas no participen en tales maniobras, impidiendo su realización en las aguas territoriales de Canarias. 
  • Denunciar a la dictadura marroquí por el robo multimillonario a su pueblo y por la utilización de su hambre como herramienta política al servicio de las grandes potencias y de los monopolios internacionales que operan en ese país.
  • Exigir la inmediata clausura de las bases militares de la OTAN y EE UU en España, así como la salida de nuestro país de la OTAN.
  • Exigir un Estatuto de Neutralidad para Canarias, que preserve a las islas de la lógica militarista que se está imponiendo en el área.
  • Exigir el cese inmediato de todas las intervenciones militares españolas en los diferentes países africanos.

A 21 de mayo de 2021

 

Comité Ejecutivo del PCPE

En otra muestra más de hipocresía política, el gobierno de la socialdemocracia “más progresista” de…

El comandante Jesús Santrich, integrante de la Dirección de las FARC-EP, Segunda Marquetalia, fue emboscado y asesinado por comandos especiales del criminal ejército de Colombia el pasado 17 de mayo. 

Por orden directa de Iván Duque, los comandos penetraron hasta la zona binacional de la Serranía del Perijá. Ya en territorio venezolano, acribillaron y lanzaron granadas contra la camioneta en la que viajaba, asesinando al camarada y poniendo fin a una vida que había sido puesta al servicio, de forma consecuente y honesta, de la creación de una Colombia en paz.

Al valiente pueblo colombiano, que suma ya tres semanas de protestas contra el gobierno, la policía y el ejército del Estado narco-terrorista de Colombia, le pedimos que no cese en su lucha, que no permita que sus ansias de cambio sean apaciguadas por la tiranía de Duque y Uribe o por las mentiras de socialdemócratas y reformistas, cuyas promesas son meras ilusiones y en cuyo trasfondo se esconde el anhelo de salvar al capitalismo de sí mismo.

La guerra desatada por el imperialismo contra los pueblos que luchan por su soberanía e independencia, tiene una trinchera avanzada en Colombia. El pueblo colombiano lleva penando décadas de asesinatos, tortura, cárcel, desapariciones, represión indiscriminada y un sinnúmero de medidas aterradoras que no han conseguido doblegarle. Su entereza y combate estimulan también al resto de los pueblos que resisten la violencia del capitalismo en su criminal fase imperialista.

La lucha es el único camino para tumbar al actual régimen oligárquico y corrupto de Colombia. No hay mayor homenaje que seguir el legado de los camaradas caídos, pero que siguen con nosotros, continuando la lucha insobornable por el marxismo-leninismo, la revolución y el socialismo.

Desde el Estado español el Partido Comunista Obrero Español (PCOE) y el Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE) mostramos todo nuestro apoyo, reconocimiento y solidaridad internacionalista a las FARC-EP Segunda Marquetalia, al Partido Comunista Clandestino Colombiano y al Movimiento Bolivariano por la Nueva Colombia, así como a los familiares y amigos del camarada Jesús Santrich.

¡NI OLVIDO NI PERDÓN!

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!

A 20 de mayo de 2021

Comité Ejecutivo del Partido Comunista Obrero Español (PCOE)

Comité Ejecutivo del Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE)

 

 

A raíz de la presentación de la moción de censura en Murcia y el adelanto electoral en Madrid, en el PCPE  escribimos:

Solo una interpretación fundamentada en el materialismo histórico puede arrojar luz para entender la compleja realidad sociopolítica de España. Con el único análisis que se nos propone desde los partidos del sistema y las empresas de comunicación, es imposible trascender la anécdota y lo aparente que oculta el verdadero conflicto de clases y las estrategias de dominación del bloque dominante oligárquico-burgués.

Ahora, tras el resultado electoral del 4 de mayo y tomado el tempo para salir de la avalancha informativa generada,  no solo sigue vigente esta afirmación, sino que se convierte en urgente colocar un análisis que permita

1) Entender qué es lo que está sucediendo.

2) Proponer las vías de superación del marco actual para salir de la derrota en la que queda posicionada la clase obrera y el conjunto de sectores populares.

La crisis estructural del sistema lo marca todo y acelera los procesos políticos haciendo que el ritmo de los acontecimientos haga que lo que escribimos hoy se quede antiguo en pocos días, así que no corresponde que en la valoración del resultado electoral entremos en elementos que no sean centrales.  Consecuentemente situaremos, desde nuestra posición de clase y revolucionaria,  únicamente aquellos elementos que sirvan para cumplir con los dos objetivos antes señalados y abordar los elementos secundarios únicamente como lo que son.

¿Qué está sucediendo?

La profunda crisis estructural del capitalismo que  alcanza a la totalidad de la realidad de la formación sociopolítica española, hace que el bloque dominante oligárquico-burgués busque constantemente las vías que permitan darle continuidad a su dominación y resitúa constantemente a los agentes económicos, políticos y sociales con los que gestiona su posición hegemónica.  No podemos tener fotos fijas, la dialéctica construye la realidad de la lucha de clases.

Crisis,  paro, apartheid social/tecnológico, pobreza, exclusión, precariedad, infraviviendas…son un cóctel perfecto para la desestabilización social  y la posterior explosión social protagonizada por los sectores populares y la clase obrera, que la burguesía necesita desactivar.  El papel histórico que juega la socialdemocracia política y social/sindical siempre ha sido ese y, en cualquiera de sus expresiones organizativas, durante estos años no ha dejado nunca de serlo.  Desde el triunfo de la moción de censura contra el gobierno del PP, con el gobierno de la socialdemocracia –bien del PSOE solo o en coalición con UP- la desmovilización es patente y si se exceptúa del cómputo de huelgas las realizadas en Euskadi y Catalunya, el retroceso en las movilizaciones obreras es indiscutible.   El compromiso con la gestión del Gobierno, a la vez que sienta definitivamente a las organizaciones sindicales mayoritarias en la mesa del diálogo social como misión principal de su existencia de interlocutores sociales, ha hecho que, de facto,  se abandone la movilización y las reivindicaciones frente a las contrarreformas laborales y de las pensiones aprobadas por los anteriores gobiernos del PSOE y PP y se abandone el conflicto social y la lucha a cuenta del manido recurso de “los otros son peores”. Nunca el recurso del mal menor aporta nada positivo a la clase trabajadora.

La progresiva desmovilización de la clase obrera, genera una constante pérdida de conciencia y referencialidad de clase que, traicionada constantemente por quienes dicen representarla, acaba apoyando en muchos casos  a la opción más consecuente con ese tipo de políticas. La clase trabajadora, cuanto más desmovilizada, más permeable a la dominación ideológica burguesa.  El individualismo, la competitividad y la insolidaridad se impone a los valores de nuestra clase.  Este lento proceso acaba imponiéndose en amplios sectores que abrazan el discurso más reaccionario y abandonan las posiciones socialdemócratas que antes apoyaron. El despliegue de este discurso utilizando todos los medios de propaganda del sistema (prensa, radio, tv, rrss, etc.) se muestra en la repetición sistemática y de nula capacidad analítica de lo que a veces denominamos “mayoría social”, que repite irracionalmente  una posición anticomunista.

Una vez hecha la tarea de neutralizar la movilización del pueblo, para que sea posible naturalizar y normalizar todas y cada una de las expresiones más execrables de la condición humana entre los sectores más vulnerables a la penetración ideológica del sistema, el bloque de dominación oligárquico-burgués ya no requiere necesariamente el concurso de la socialdemocracia y puede prescindir de ella. El siguiente paso es colocar como gestoras de la crisis a las opciones que apuestan sin ambages por una guerra  para arrasar ideológicamente con las posiciones solidarias y de clase, y por políticas que erosionan los derechos históricos de la clase obrera, los servicios públicos y la protección social.  Ese el papel que le corresponde al PP y a la ultraderecha de VOX.

¿Es posible que estemos en este escenario?  Sin duda la dialéctica de las alianzas dentro del propio bloque de dominación oligárquico-burgués, ahora se inclina hacia esta posición en la que la gestión socialdemócrata aunque aún tiene pendiente legislar y aplicar todo el paquete de ajustes que impondrá la Comisión Europea para recibir los millones del Fondo de Recuperación, puede empezar a ser sustituida por una derecha política profundamente autoritaria y neofascista que, entrando en tierra quemada por el individualismo y el chovinismo, pretenda:

  • liquidar cualquier atisbo de resistencia obrera y popular frente a los planes de desvalorización absoluta de la fuerza de trabajo y la consecuente escalada de la pobreza.  
  • imponer una superación centralista del conflicto territorial.
  • profundizar una agenda ideológica y cultural profundamente reaccionaria anclada en los valores más clasistas y patriarcales del nacional-catolicismo.
  • dar continuidad a los planes de sumisión a la estrategia más belicistas del bloque atlántico.
  • implementar una agenda económica y social neoliberal orientada a liquidar el sector público entregándolo a las garras de especuladores.

 Igualmente, en esta situación se impone de definir con claridad las claves del fracaso de la vieja y la nueva socialdemocracia, y apuntar por dónde pueden ir los ejes de su futura recomposición en torno a un modelo similar al que representan los Verdes alemanes y para el que la escisión liderada por Errejón se apunta con vehemente claridad.  También queda la anécdota de qué hará o dejará de hacer Pablo Iglesias,  Alberto Garzón y su desaparecida y muda IU o Yolanda Díaz liderando una Unidas Podemos en horas bajas; pero para eso ya habrá tiempo y la realidad irá mostrando el camino de cada cual.

Por último señalar que el más que insuficiente resultado de la Coalición por la Unidad Comunista PCOE-PCPE, ha respondido a diversos factores que, más allá de la clarísima polarización del voto, responden sobre todo  a un insuficiente desarrollo organizativo y la muy reducida capacidad de trabajo y  capacidad de dirección política de masas que aún muestra el  Partido y la Juventud.

 

15 de mayo de 2021.  

Tras un nuevo paso, esta vez en un barrio de Jerusalén,  en la sistemática política para expulsar a la población palestina de su Tierra,  la criminal entidad sionista (Israel) responde a la Resistencia con represión y bombardeos militares sobre población civil de Gaza.  Decenas de personas  asesinadas que solo son noticia durante unas horas y que se unen a la infinita lista de Mártires que riegan Palestina  con su sangre desde hace más de 80 años.  Una vergüenza normalizada que se asume como inevitable por la llamada Comunidad Internacional y que, en el colmo del cinismo, solo se atiende con un llamado a la “contención por las partes”.  ¡Acaso es posible establecer un paralelismo entre el agresor y el agredido, entre el asesino y la víctima!  En el caso de Palestina es así desde el fatídico  año de 1948 en el que, con la vergonzosa cobertura internacional de Naciones Unidas, la ocupación sionista inició mediante el terror sistemático la expulsión de la población palestina y la ocupación programada de su tierra por parte de colonos extranjeros.

En vísperas de Al- Nakba de 2021, la Catástrofe, que conmemora la expulsión de la más de la mitad de la población palestina por el ocupante sionista, y ante la evidencia de la continuidad de la política genocida que busca acabar con la existencia del pueblo palestino, el Comité Ejecutivo del PCPE

DECLARA.

El derecho a una Palestina laica y democrática, exige el derecho al retorno de todos los refugiados y refugiadas y el fin inmediato de los asentamientos de colonos/ocupantes en Tierra Palestina.  Palestina es una nación con su capital en Jerusalén y un territorio definido que limita con el río Jordán y el  Mediterráneo y, de ninguna manera, puede articularse bajo la ocupación sionista.

Hace ya muchos años que la evidencia de la realidad diaria demuestra que la existencia del Estado de Israel, ha devenido en la legalización internacional de un estado terrorista que practica sistemáticamente una política de represión genocida contra el pueblo palestino y su legítima Resistencia.  Consecuentemente, en una lógica de coherencia revolucionaria y defensa inequívoca del internacionalismo proletario, al PCPE no le vincula ninguna decisión adoptada en su momento por una parte importante del movimiento comunista internacional, al unísono con la Unión Soviética, en el sentido de justificar la existencia del Estado de Israel.  El papel genocida y pro imperialista de lo que ha venido a llamarse el “portaviones” de los EEUU en Oriente Medio, no admite dudas, ni más dilaciones al respecto.

Nuestra historia nos determina, pero no puede condicionarnos hasta el extremo de, por ninguna causa,  mantener grado alguno de complicidad con la entidad sionista.  Por ello, igualmente, exigimos la inmediata ruptura de relaciones diplomáticas de España con Israel y el cese de cualquier colaboración económica, policial o  militar.   La presencia reconocida de agentes del Mossad en las comisarías españolas en el caso de la detención del periodista Muath Hamed y el silencio cómplice ante el encarcelamiento de la cooperante española Juana Ruiz, expresan hasta qué nivel España participa de las políticas genocidas de Israel.  A los 30 años de la Cumbre de Madrid que abrió el camino a los vergonzosos Acuerdos de Oslo entre la entidad sionista y la autodenominada Autoridad Nacional Palestina, la total complicidad de la Jefatura del Estado y de todos los gobiernos españoles con Israel, los convierten en colaboradores necesarios de constantes crímenes contra la Humanidad. 

La Resistencia Palestina se convierte en guía y faro de todos los pueblos al demostrar con su ejemplo que frente al fascismo y el imperialismo, solo es posible Luchar para Vencer.

Todo nuestro apoyo a quienes, con todos los recursos a su alcance,  luchan por la Libertad de su pueblo.   

Nuestra solidaridad internacionalista y  recuerdo emocionado a los Mártires y a los miles de presos y presas palestinas que sobreviven en las cárceles de exterminio israelíes.   Un recuerdo muy especial para Ahmed S’Aadat, Secretario General del FPLP, secuestrado en las cárceles israelíes

SOLIDARIDAD CON EL HERÓICO PUEBLO DE PALESTINA.

PALESTINA VENCERÁ.

Página 1 de 57