Actualidad

La entidad sionista de Israel, como un acto más de su criminal trayectoria, pretende anexionarse…

Tras el abandono de la huelga de hambre –y sed también, inicialmente- por el preso político vasco, Patxi Ruiz, encarcelado en el centro penitenciario De Campos del Río (Murcia), se impone hacer una valoración, aun general, del agravamiento de las ya de por si inhumanas  condiciones penitenciarias de población reclusa, tanto política como social. 

En el contexto actual de empeoramiento de las condiciones en las cárceles a causa de la COVID-19, Patxi Ruiz se jugó la vida para denunciar la situación y realizar una serie de demandas absolutamente justas y legítimas: 

-Libertad para los presos y presas enfermos/as y para quienes tengan la condena prácticamente cumplida.

-Entrega de material sanitario para evitar contagios (guantes, mascarillas, gel desinfectante, etc.)

-Realización de test tanto a los presos y presas  como a los carceleros/as.

-Permisos que permitan acudir al fallecimiento de un familiar para despedir con dignidad a sus seres queridos.

-Fin de la ilegal dispersión que afecta al conjunto de presos y presas políticas.

Sin duda, las cárceles tienen un fuerte componente ideológico, siendo una de sus funciones vitales el encerrar a todo tipo de disidencia política que lucha contra este sistema criminal y explotador. Al Estado le importa poco o nada la reinserción, ni del colectivo de presos y presas sociales, ni de los políticos/as.  Para la burguesía las cárceles solo son mataderos donde abandonar a su suerte a los hijos e hijas  de la clase obrera que acaban en ellas y  exterminar a quienes de, una u otra forma, hayan hecho frente al sistema. 

Desde el PCOE y el PCPE condenamos el maltrato hacia los presos y presas  que sucede en las cárceles, nos solidarizamos con el caso de Patxi Ruiz y con la huelga de hambre que realizó  para defender los derechos que le corresponden y hacemos un llamamiento a la amnistía de todos los presos políticos existentes en el Estado español, junto a la creación de un sistema real de integración para aquellas personas que cometan crímenes.

¡Libertad de los presos y presas políticas!

 ¡Por una justicia por y para el pueblo!

 

Publicamos el texto base del acuerdo de trabajo alcanzado por Red Roja y el PCPE…
La crisis del COVID-19 ha puesto de manifiesto algo de lo que tal vez en…
La Fiscalía del Tribunal Supremo empieza a enterarse, por fin, de lo que es una…

El PCPE se suma a la campaña en defensa de la sanidad pública y a las movilizaciones que el próximo día 20 de junio se realizarán en diversas ciudades.

En Madrid por iniciativa de diversas organizaciones, entre las que se encuentra el PCPE, ese día hay convocada una MANIFESTACIÓN por la DEFENSA DE LA SANIDAD PÚBLICA. Se incluyen además otras reivindicaciones como: 

  • DEROGACIÓN DE LA LEY 15/97, 
  • QUE SE DETENGAN LAS NUEVAS PRIVATIZACIONES, 
  • QUE VUELVA A MANOS PÚBLICAS TODO LO PRIVATIZADO. 

Pues sin alcanzar esas exigencias, la defensa de una sanidad pública y de calidad es una mera quimera y una proclama meramente cosmética y de cara a la galería, pero dejando intacto el actual sistema sanitario que, si algo hemos aprendido durante la crisis sanitaria del covid-19 es que está bastante maltrecho por años de privatizaciones, externalizaciones y recortes.

En el resto del Estado, el PCPE promoverá junto con las organizaciones que se sumen a la campaña o, en solitario, donde eso no se dé, CONCENTRACIONES con los mismos contenidos y reivindicaciones.

Hoy el pueblo trabajador y los sectores populares tenemos claro que la magnitud de la pandemia podría haber sido mitigada parcialmente con adecuadas inversiones en preparación para pandemias, salud pública y administración ambiental. Que con un sistema sanitario menos golpeado por los recortes el número de muertes hubiera sido mucho menor. No queremos nunca más ver como se practica el descarte humano y se deja sin asistencia a personas por la falta de medios, mientras se consumen ingentes cantidades de dinero en gastos parasitarios. El virus enferma, pero el capitalismo que introduce empresas privadas en la sanidad y que hace de la salud un negocio, mata a gran escala. 

Es hora de trasladar el agradecimiento, al personal sanitario y no sanitario, por sus esfuerzos en una lucha en la calle para imponer una sanidad pública, gratuita y de calidad para la amplia mayoría social, para el pueblo trabajador y capas populares. Esa es la única garantía de no ser sacrificados/as y alcanzar una vida y trato digno cuando enfermamos.

Todas las convocatorias contarán con el plan sanitario adecuado a la fase de desescalada del momento, incluso por encima de las exigencias legales.   

NUNCA MÁS MUERTES EVITABLES, NUNCA MÁS LA SANIDAD Y LA SALUD COMO NEGOCIO. 

SANIDAD PÚBLICA Y DE CALIDAD AL SERVICIO DEL PUEBLO TRABAJADOR.

Sólo el pueblo organizado salva al pueblo.#TuLuchaDecide.

ALICANTE, Av. Bulevar Teulada esq. Dr. Jiménez Diaz 12:00h - PCPE AGUILAR DE LA FRONTERA,…

 

Como cada 9 de mayo, las y los comunistas de todo el mundo celebramos este día como el día de la Victoria sobre el nazi-fascismo durante la II Guerra Mundial. Un día cargado de gran significado, no sólo para la clase trabajadora, sino para el conjunto de la Humanidad. 

La carga política e ideológica que conlleva esta fecha es de tal magnitud, que la “democrática” Unión Europea decidió celebrar el día conmemorativo de Europa justo el mismo 9 de mayo, con la clara intención de tergiversar la Historia, colgarse una medallita a favor de los derechos humanos y negar el papel insustituible de la Unión Soviética, el  Ejército Rojo y el PCUS en la victoria sobre el nazi-fascismo. 

La conmemoración de este día debe tener un espacio para el recuerdo de todas aquellas mujeres y hombres que dieron sus vidas luchando por la liberación del yugo del nazismo, pero también deber servirnos para sacar conclusiones y avanzar posiciones en torno a la lucha antifascista hoy. 

Obviamente, la realidad de la lucha de clases en el 2020 no es la  misma que existía en los años 30 en Europa, sin embargo, la realidad es tozuda y las relaciones de producción siguen siendo privadas. El auge de la extrema derecha en el estado español y en el resto de Europa es un fenómeno que viene dándose con demasiada cotidianeidad en los últimos años, tanto a nivel institucional como en las calles de nuestras ciudades y pueblos. 

Desde una perspectiva totalmente alejada de la lucha de clases, podríamos entender que son casos aislados, que los nazis son una tribu urbana más y que intolerantes ha habido toda la vida. Le haríamos un gran  favor al capital y al fascismo si situásemos nuestro análisis fuera de la contradicción principal que genera el sistema capitalista, que mientras la producción tiene un carácter cada vez más social, los beneficios son privados y cada vez más concentrados en los bolsillos de un reducido número de oligarcas. 

La llegada al poder del nazi-fascismo no fue casual. Al  igual que su presencia cada vez más cotidiana hoy en día, responde a los intereses de clase de la burguesía. En momentos como el actual, en los que se nos viene encima otro ciclo de la crisis estructural  del capitalismo (agudizada por la crisis de la pandemia del COVID 19), cualquier resistencia que pueda poner en peligro los intereses y beneficios de los grandes monopolios será duramente reprimida, ya sea por la vía judicial o por la vía extrajudicial. 

El fascismo puede tener diversas caras y disfrazarse de muchas maneras, pero ha jugado y jugará siempre el mismo papel de contención de la lucha revolucionaria, y esa es una máxima que no debemos olvidar a la hora de enfrentar las luchas que nos tocará desarrollar para defender y conquistar nuestros derechos. 

HOY COMO AYER, AL FASCISMO SOLO SE LE DERROTA SI SE  LE COMBATE.

 

SOLO EL PUEBLO ORGANIZADO, SALVA AL PUEBLO.

De esta crisis sanitaria, convertida ya en un nuevo y gravísimo episodio de la crisis general del sistema capitalista que nos azota desde 2008, solo una posición de ofensiva podrá frenar el envite que la patronal, con la gestión de sus respectivos gobiernos, está gestando contra todos nuestros derechos colectivos, individuales, laborales...

En este contexto de la lucha de clases, la siempre necesaria confrontación ideológica entre capital y trabajo y entre reforma y revolución, se vuelve más necesaria que nunca. Es imprescindible hacerlo desde el primer momento, pues nos va en ello un futuro de insoportable esclavitud y sobreexplotación. Todos nuestros derechos están amenazados en este momento; todos los ganamos luchando y todos los podremos perder si no los defendemos con todas las herramientas que tengamos a nuestro alcance.

Cada organización de la clase obrera y el pueblo con sus instrumentos: los sindicatos con la Huelga (Nissan), los partidos convocando a la organización y movilización obrera y popular y las organizaciones sociales organizando activamente la respuesta popular. Cada cual cumpliendo con su tarea, a la ofensiva, no siendo dependientes en lo ideológico ni en las propuestas con los cantos de sirena y engañosos llamados de quienes, superados por la Historia, aún nos hablan de un retorno al capitalismo de rostro humano. El capitalismo nunca tuvo ese rostro, hoy lo hemos visto con claridad durante la crisis del covid 19. La norma es sacrificio y muerte para el pueblo trabajador, abandono de las personas vulnerables, descarte humano de quienes ya no se les puede extraer plusvalías; todos los medios y medidas para salvar la cuenta de resultados de los patronos, abandono y miseria para quienes todo lo producimos. Con la organización, la lucha coherente, la coordinación y unidad podremos enfrentar con garantías para vencer la arremetida del capital. 

Todo está en juego, incluido el derecho a manifestarnos/concentrarnos, y dependerá de nuestra actitud que las calles queden desiertas del pueblo o no; que se vacíen de banderas rojas o no. Pueblo organizado en defensa de sus derechos o calles en manos de fascistas a la orden del capital.

Empezamos abriendo brecha al silencio impuesto a la lucha política y social.

Por ello, el PCPE, el día 23 de Mayo, promoverá diversas convocatorias de concentraciones, en todas las localidades donde nos sea posible, por el trabajo, la defensa de nuestros derechos y un plan urgente de emergencia social.

Convocatorias abiertas a cuantas organizaciones y compañeros/as de lucha con las que podamos compartirlas; convocatorias que sean germen de organización y movilización obrera y popular para enfrentar lo que la patronal y sus gobiernos nos están preparando para remontar sobre nuestras espaldas su tasa de ganancias. Lo hacemos mirando al futuro y no con cortedad de miras.

Comunicaremos las convocatorias con un plan de seguridad sanitaria que garantice que nadie corre el más mínimo riesgo, con una limitación de personas y con espacios delimitados y, con todas esas garantías, serán las delegaciones del gobierno las que decidan si estamos en un estado de alarma sanitaria o en un estado de excepción. Tiraremos la pelota a su tejado, pero no solo lo hacemos para evidenciar al gobierno, lo haremos, fundamentalmente, para sentar las bases del amplio movimiento de masas y de base, que con carácter asambleario y profundamente participativo y unitario, debe articular la respuesta organizada del Pueblo a la ofensiva del Capital.

 

LA CRISIS CAPITALISTA QUE LA PAGUEN LOS RICOS Y NO LA CLASE OBRERA.

El Secretariado Político del Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE) en nombre de su Comité Central, CONDENA abiertamente el acto de violencia perpetrado contra la Embajada de Cuba en Washington (EEUU).

El PCPE DENUNCIA el carácter terrorista de este acto, que no por excepcional, deja de ser producto de la política de la agresión y la retórica violenta del imperialismo norteamericano, que se ha incrementado con la actual administración de Trump, y lleva al extremo y al paroxismo la política de suma hostilidad contra la Revolución Cubana, que se viene manifestando desde hace más de 60 años, y tiene su mayor expresión en el Bloqueo que sufre el pueblo cubano.

El PCPE SALUDA la declaración oficial que el Canciller de la República de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, ha realizado después de haber convocado a la responsable de la Oficina de Intereses de los EEUU en Cuba, para instar a la necesaria identificación del agresor, sus motivaciones, y la obligada colaboración y cooperación de las autoridades norteamericanas con las cubanas, en un acto armado que se produce en suelo estadounidense contra la embajada cubana, es decir, contra territorio cubano.

El PCPE se COMPLACE en que el atentado armado no ha causado víctimas humanas entre los miembros de la legación cubana y sus familias, salvo los daños materiales contra las instalaciones de la embajada.

EL PCPE EXIGE el esclarecimiento inmediato de este acto que socava los aspectos jurídicos y de seguridad contemplados en las normas que regulan las representaciones diplomáticas de los países en territorio ajeno, así como implementar las acciones penales contra su protagonista, los posibles cómplices y los instigadores intelectuales.

Finalmente, el PCPE se SOLIDARIZA con el Gobierno de la República de Cuba presidido por Miguel Díaz-Canel, y reafirma su compromiso para defender las conquistas del pueblo cubano expresadas en el socialismo como único garante definitivo de su preciada soberanía e independencia.

A 1 de mayo de 2020 Secretariado Político del CC del PCPE

Página 1 de 8