11 de Mayo 2021

[Ibi] En la comarca de l'Alcoià la lucha de clases no se confina

 

Con la correspondiente cautela, merced a los protocolos sanitarios, este 1º de mayo se presentaba con mayores condiciones de movilidad social que el pasado 2020, y mayor posibilidad de salir a la calle y movilizarse, cuestión necesaria y urgente, y esta vez no fueron prohibidas.

En la comarca de l’Alcoiá, cada año, sindicatos, partidos y movimientos sociales nos damos cita en Alcoi al calor de la manifestación convocada por los sindicatos mayoritarios, donde el PCPE, presenta su cortejo ante la clase obrera, con el discurso combativo que da carácter a la fecha, sin embargo y pesar de la coyuntura sanitaria favorable, las direcciones de CCOO y UGT este año tampoco han convocado manifestación. Han optado por la convocatoria de una concentración de sindicalistas, sentados ante las intervenciones de las direcciones sindicales.

Pensando que una cosa es aislar el covid y otra muy distinta, aislar al resto del movimiento obrero y sindical, el PCPE de la comarca, decidió convocar una concentración en la localidad de IBI, donde tuvieron espacio y voz aquellas organizaciones de trabajadores que quisieron estar presentes y quisieran intervenir en la tribuna. Con esta actividad, el partido daba cobertura al movimiento obrero y clase trabajadora de Ibi y comarca y pretendía evitar que un año más el 1º de mayo pasara sin discurso y sin unidad de clase.

Al acto, presentado y moderado por el responsable del partido en la comarca, participaron más de treinta personas, e intervinieron, además del PCPE, la JCPE, CUO, Asociació pel dret a decidir del PV y un joven militante de CNT. Tras las intervenciones, nadie se fue del acto sin poner su voz, pues al final de la actividad, se corearon una decena de consignas expuestas por el PCPE

Para futuras campañas, el PCPE, siempre estará en la calle, llamando a su clase a organizarse y combatir y enfrentar no sólo a la burguesía y su sistema de dominación, sino también a quienes relajan u olvidan que el 1º de mayo es un día de lucha de la clase obrera y no una fiesta pagana.