COMUNICADO EN SOLIDARIDAD DEL MILITANTE DE LA CSI VÍCTIMA DE UN NUEVO CASO DE ACOSO POLICIAL

Jul 11, 2011 | Asturias | 0 Comentarios

Ahora la víctima es un militante de la Corriente Sindical de Izquierdas

            En el PCPE-Asturies sabemos muy bien cómo se las gasta el Delegado de Gobierno, Antonio Trevín Lombán, cómo se las gastan en la Brigada de Información de la Policía Nacional, conocemos bien sus métodos porque cinco militantes del PCPE y de su organización juvenil, los CJC/CMC, fueron víctimas de un escandaloso montaje policial en el que, bajo acusaciones falsas, se pretendía encausar a estos cinco camaradas, conocidos militantes del movimiento obrero y estudiantil, por terrorismo, aunque, gracias a la solidaridad y la lucha unitaria, fue desestimada dicha acusación y el caso fue remitido al Juzgado de instrucción número 1 de Langreo.

            Ahora, tenemos encima un nuevo caso de acoso policial. Ahora la víctima es un militante de la Corriente Sindical de Izquierdas (CSI) del Taller de Barros de Duro Felguera que se añade a la ya larga lista de militantes asturianos, del movimiento obrero y de otras expresiones de lucha, que sufren la forma en que el Estado tiene de intentar parar el ascenso de la lucha obrera en medio de la peor crisis capitalista de la historia.

            El jueves fue retenido por la policía nacional y registrado su vehículo. Se le encontraron “útiles de pesca” que a juzgar por los agentes son peligrosas armas en manos del movimiento obrero en lucha por la defensa de sus intereses.

            Denunciamos con todas nuestras fuerzas este nuevo intento de criminalizar el movimiento obrero, denunciamos al Delegado del Gobierno, Antonio Trevín, y al responsable de la Brigada de Información de la Policía Nacional de urdir estos montajes policiales con el fin de meter miedo, de aislar al movimiento obrero. Denunciamos la política represiva del Estado burgués que en su loca espiral represiva trata de salvar una situación cuyos únicos responsables son los capitalistas que han desencadenado, como consecuencia de su sistema criminal, esta crisis que ha empujado a millones de obreros al pozo de la miseria. Con cada compañero o compañera detenida, acosada, acusada, queda más desnuda la dictadura de los capitalistas contra la clase obrera y los sectores populares. Queda más claro que no son posibles reformas “democráticas” a este Estado podrido hasta la médula. 

            Exigimos la retirada de los cargos para el compañero, la depuración de responsabilidades políticas y en el seno de la policía nacional para que, de una vez por todas, finalice la persecución policial, ordenada políticamente, contra los militantes del movimiento obrero.

            Al mismo tiempo, queremos mostrar nuestra más profunda solidaridad al compañero víctima de este acoso policial, queremos dar un cariñoso abrazo a la Corriente Sindical de Izquierdas, desde el más profundo convencimiento de que estas burdas maniobras represivas no conseguirán ninguno de sus objetivos. Tampoco nos olvidamos de los familiares y amigos del compañero a los que ofrecemos nuestra solidaridad y todo aquello que esté en nuestras manos para ayudarlos a pasar estos difíciles momentos.

           

 

LEVANTEMOS UN MURO DE SOLIDARIDAD CONTRA LA REPRESIÓN

VIVA LA LUCHA DE LA CLASE OBRERA

 

 

Comité de Asturies del PCPE