Contribución del Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE) a la reunión extraordinaria de los EIPCO

Dic 16, 2021 | Internacional | 0 Comentarios

Estimados camaradas:

Un saludo fraternal a los asistentes a este Encuentro Extraordinario, posterior al 21º EIPCO y desarrollado todavía con un grado muy elevado de contagio de la Covid-19, sobre todo en muchos países europeos.

En base a esta situación sanitaria, el PCPE transmite el recuerdo sentido para los militantes comunistas que han fallecido en este período víctimas precisamente de esta pandemia, pertenezcan o no a este espacio de SolidNet. Entre ellos el PCPE recuerda emocionadamente al compañero Raimundo Pino que trabajó en España para el ICAP, con el que toda la militancia del PCPE mantuvo unos lazos estrechísimos de compañerismo y amistad.

En este contexto, donde los gobiernos de los monopolios y del Gran Capital Financiero (sean del color que sean), han limitado o impedido los derechos básicos de los trabajadores, convirtíendoles en las víctimas a través de su incorporación forzosa al trabajo para aumentar la explotación o desentendiéndose de los pensionistas de las residencias de mayores, se sitúa el trabajo político y de masas del PCPE en este período, donde el objetivo ha sido el DESCONFINAMIENTO POLÍTICO para encarar este nuevo episodio de la lucha de clases.

Para ello, el PCPE tomó la iniciativa y, después de varios recursos sólidamente requeridos, consiguió la autorización para una concentración desarrollada en el centro de Madrid, manteniendo los protocolos sanitarios de distancia entre los asistentes bajo el reclamo de la emergencia sanitaria, para salir de la pandemia en mejores condiciones de conciencia de clase en el seno de la clase obrera y los sectores populares.

También promovimos junto con otras organizaciones hermanas este tipo de llamamiento de emergencia internacional que contó con un número muy destacado de adhesiones de partidos comunistas y obreros, así como de organizaciones revolucionarias.

En este marco de limitaciones, conseguimos realizar el XI CONGRESO del PCPE en octubre del pasado año en formato de videoconferencia , garantizando el cumplimiento de la Carta de Normas, con la elección de delegados, y el mismo Reglamento del Congreso. El debate de las enmiendas y la elección del nuevo Comité Central se garantizaron con unos instrumentos del equipo técnico del partido que trabajó con extraordinaria eficiencia.

El PCPE participa activamente en las plataformas o espacios de solidaridad internacionalista con Cuba, estando vinculados activamente en la campaña contra el Bloqueo, o tomando iniciativas para impedir los actos de la contrarrevolución ante la embajada de Cuba en Madrid o en consulados como el de Barcelona donde se pretendían orquestar las campañas del 11 de julio y el 15 de noviembre.

El PCPE está impulsando, junto con otras organizaciones, una respuesta popular a la distribución de los fondos provenientes de la UE que el gobierno de coalición PSOE/Unidas-Podemos, pretende entregar directamente a la Gran Patronal. Trabajamos, pues, para que estos fondos se destinen a cubrir las necesidades de la clase obrera y de las capas populares. Se trata de organizar a todos los trabajadores de todos los sectores, incluidos los pensionistas, para detener una nueva escalada de las contrarreformas que el gobierno pretende desplegar al amparo y sometimiento de la UE que impone unas condiciones lesivas para la clase obrera, incluyendo a los pensionistas.

El PCPE también está activamente participando en organizar una respuesta popular a la Cumbre de la OTAN que se realizará en Madrid el 29 y 30 de junio del 2022. Una Cumbre que pretende aprobar planes de guerra contra China y Rusia que suponen de hecho un peligrosísimo paso de escalada de tensión con un razonable interrogante sobre sus consecuencias, más allá de la proliferación de los gastos militares.

Igualmente, la Secretaría de Formación Ideológica del CC, ha organizado una Escuela de Formación sobre el fascismo, que tuvo lugar el fin de semana pasado, con una ponencia debatida presencialmente para debatir sobre cuál fue su origen, qué situaciones lo alimentan, cuáles son sus formas de expresión, cómo penetra en la clase obrera, y, finalmente, qué instrumentos debemos utilizar para combatirlo y derrotarlo.

Estas son las tareas más centrales del trabajo del PCPE con las masas, tanto en el plano de la intervención como en el teórico y político, que están siendo respaldados por un programa editorial en el que participan en condiciones de igualdad y respeto por la soberanía de opinión y análisis, otros partidos aquí presentes con los que compartimos objetivos colectivos de estos materiales.

EL CAPITALISMO EN CRISIS YA ES INCAPAZ DEFINITIVAMENTE DE CONTENER EN SU SENO LAS CONTRADICCIONES QUE PROVOCA

Para el PCPE, esta afirmación que, a nuestro entender, debiera determinar el análisis y la acción del conjunto de partidos comunistas, se convierte en referencia inequívoca de todo nuestro accionar.

Asumiendo nuestro papel de Vanguardia, entendemos imprescindible realizar un creciente ejercicio de:

  • Análisis de la realidad concreta para transformarla.
  • Propiciar análisis capaces de convertirse en consignas trascendentes para el desarrollo de la lucha de clases.
  • Realizar una intervención política real con una creciente capacidad de dirección de masas.
  • Tener la capacidad de concebir alianzas en un marco táctico coherente con el programa estratégico.

Estos son los retos que nos separan de la retórica y la palabrería intrascendente para el desarrollo de la lucha de clases. La responsabilidad de ayudar a construir un fuerte Movimiento Comunista Internacional cuyas consignas sean bandera de lucha del proletariado mundial y referencia inequívoca para lo más avanzado y consciente de la Humanidad, es la tarea que debe ocuparnos.

EL MUNDO QUE VIVIMOS

No es una tormenta perfecta lo que se avecina, simple y llanamente es la expresión radical de las contradicciones crecientes del capitalismo que éste ya es incapaz de contenerlas en su interior. Sin embargo, se nos presenta como una situación ajena a la realidad del sistema capitalista y que se da por factores casuales y absolutamente aleatorios responsabilidad en última instancia de “Otros” -China principalmente- nunca de “Nosotros”. La dominación ideológica se expresa también en la capacidad de desviar y dispersar la responsabilidad de lo evidente para que la causa siga oculta. La complicidad con el sistema de dominación también se puede evaluar con la naturalización y asimilación de la falsedad argumental que deja incólume a la razón última de una sociedad crecientemente injusta y destructiva y pasa de lado frente a ella. Las contradicciones de la sociedad capitalista, en la que todo se supedita a la reproducción de la tasa de ganancia, se agudizan y, pese a la gravedad de la realidad en la que es innegable una situación de emergencia social y medioambiental sin precedentes, el sistema no puede reaccionar ofreciendo soluciones de alcance social y civilizatorio. Todo, en una lógica absurdamente positivista, queda al albur de la aparición de algún invento (inteligencia artificial y energético) que lo resuelva.

Es la versión 2.0 del cretinismo “científico” que, sin ahondar en la realidad material de la crisis, se queda en su superficie y, al margen de la lucha de clases, alberga la superación de las dificultades/contradicciones en la salvación tecnológica que sea capaz de resolverlo. Todo es tan idealista y metafísico como la consideración de tormenta perfecta o las plagas bíblicas que asolaron Egipto. El Comunismo, el “reino de la libertad” como decía Marx, en el que desaparece la división del trabajo, los productos ya no son más mercancías y rige la planificación social de la producción, es la única alternativa al “reino de la necesidad” que provoca esta crisis. El Socialismo periodo de tránsito, en el que aún perviven relaciones de producción heredadas y, consecuentemente, contradicciones sociales y económicas, pero ya domina la planificación y el valor de uso, frente a la irracionalidad destructiva de la llamada economía de mercado, es una necesidad impostergable de la Humanidad. Situemos como meta de nuestra lucha este horizonte No es para nada un destino milenarista fundamentado en un determinismo ajeno a la intervención de los seres humanos y al desarrollo del conocimiento objetivo del mundo material por el ser social. Es un objetivo al alcance de la Humanidad, verificado en la práctica del desarrollo social marcado por la lucha de clases y en la que los Partidos Comunistas debemos asumir nuestro papel de Vanguardia, alcanzando una creciente capacidad de dirección política de masas que introduzca la ideología revolucionaria entre ellas.

Esta es la preocupación del PCPE.

La Historia nos enseña que, encabezadas por una clase obrera que responde a las consignas de la Vanguardia, la Revolución la hacen las masas populares en el momento en el que, tras un largo periodo de Organización de la misma en el que se multiplican espacios de Contrapoder, estalla la Crisis y se convierte en Revolucionaria. Preguntémonos de forma sincera en qué fase nos encontramos en la actualidad. Para qué negarlo, al menos, en el estado español, muy lejos. ¿Qué pasos debemos empezar a dar? Hablemos de ello.

– Más allá de la acertada caracterización estructural, nuestra responsabilidad, la de cada uno de nuestros partidos, es analizar la realidad y definir con claridad los parámetros de la crisis y su alcance a nivel nacional, regional e internacional, para convertir nuestros análisis en consignas concretas de intervención política.

– Convertir nuestros análisis en más política que aterrice en las inquietudes y necesidades concretas del pueblo trabajador (clase obrera y aliados) y sitúe con claridad un marco de alianzas y un desarrollo táctico concreto para cada una de ellas que, a la vez, sea coherente con la estrategia general del Partido y nuestros principios marxistas-leninistas.

– Valorar con rigor la realidad de la confrontación interimperialista definiendo el enemigo principal y los que no lo son. Sin duda el bloque occidental nucleado en torno a la OTAN se constituye en el enemigo principal de la Humanidad y de la causa de la clase obrera y la soberanía de los pueblos.

– Considerar correctamente el papel que juegan los países antiimperialistas y los que se reclamen socialistas. El Internacionalismo como seña de identidad y principio irrenunciable de la lucha revolucionaria, se constituye en guía de intervención de nuestra acción política en pro de la articulación del Frente Mundial Antiimperialista. La causa por la libertad de los presos y presas del Imperialismo es una bandera abandonada en estos momentos de manera colectivamente articulada. Ahmed Sa’adat Libertad. Simón Trinidad Libertad. Sultana Jaya Libertad y tantos y tantos otros y otras.

– Analizar de forma actualizada y con profundidad la crisis de la formación social de cada uno de nuestros países. Tratar de salirnos de la agenda de la oligarquía y marcar la nuestra exige salir de lo coyuntural y anecdótico que se impone crecientemente y pareciera ser la única realidad. Situémonos en la Lógica Materialista que nos permite alcanzar una perspectiva de lo particular desde el entendimiento de lo global.

– Caracterizar el papel inequívocamente funcional para la burguesía de la socialdemocracia desarrollando su papel desmovilizador, mediante promesas de cambio y el discurso del mal menor. El pacto social y la defensa de la democracia liberal, como referencia programática y de gestión de la casa común de la socialdemocracia en la que se integran todos sus actores políticos, sociales y sindicales.

– Ayudar, pues, a construir Movimiento Comunista Internacional (MCI) y Frente Mundial Antiimperialista (FMA) fuera de la retórica y formalidades neutralizantes es una tarea apremiante.

No hay excusa para ponerse manos a la obra.

Con una intervención política cierta, fundamentalmente en el movimiento obrero y sindical, debemos situar progresivamente a las masas fuera de la lógica ideológica y programática que les impone la oligarquía como sector dominante de la burguesía, colocando consignas que obedezcan únicamente a las necesidades de la mayoría social y que sean absolutamente inasumibles por el poder burgués.

Igualmente, en este marco de la crisis del capitalismo, la violencia se consuma con saña y crueldad propia de “la bestia herida” contra los países que construyen proyectos socialistas o intentan desarrollar su soberanía al margen del imperialismo norteamericano o la versión imperialista que representa la Unión Europea.

Por ello, el PCPE impulsará la solidaridad internacionalista sobre los siguientes puntos que se configuran como confrontación abierta contra el imperialismo:

  • Por la REVOLUCIÓN CUBANA, con su pueblo, su Partido Comunista, sus instituciones y su Presidente, compañero Miguel Mario Díaz-Canel Bermúdez. No al bloqueo económico, comercial y financiero. Denuncia de las 243 medidas que lo amparan.
  • Por la solidaridad con la REPÚBLICA POPULAR DEMOCRÁTICA DE COREA y su derecho a la defensa de su proyecto socialista, ante las constantes amenazas del imperialismo.
  • Por el pueblo PALESTINO y su derecho a tener un estado independiente y soberano con capital en Jerusalén con la territorialidad delimitada por el Jordán y el Mediterráneo. Contra el genocidio que sigue practicando la entidad sionista de Israel.
  • Por la liberación del SAHARA OCCIDENTAL y su independencia y soberanía. Solidaridad con la RASD.
  • Por la defensa de los proyectos soberanos socialistas que, pese a crecientes complejidades sobre las que intervienen sus respectivos partidos comunistas, continúan su construcción y desarrollo en Vietnam, Laos, China…
  • Contra la guerra imperialista y sus espurios intereses.
  • Contra la OTAN como organización terrorista del imperialismo.
  • Contra las bases militares del imperialismo repartidas en los cinco continentes. Lucha por el desmantelamiento de estos centros operativos del terror imperialista.
  • Por la recuperación de la soberanía territorial de Cuba, inconclusa por la ocupación de Guantánamo por parte del imperialismo norteamericano.
  • Por la unificación de Chipre y contra la ocupación turca.
  • Por la autodeterminación del pueblo boricua de Puerto Rico.
  • Nuestra solidaridad con el Partido Comunista de Venezuela ante la infame campaña de persecución del gobierno venezolano que incluye resoluciones judiciales netamente prevaricadoras.

Muchas gracias.

http://www.solidnet.org/article/Extraordinary-TeleConference-of-the-IMCWP-Contribution-of-CP-of-the-Peoples-of-Spain/