Zaragoza: programa del PCPE

May 13, 2011 | Aragon | 0 Comentarios

El programa para la ciudad de Zaragoza.

El Partido Comunista de los Pueblos de España se presenta a las próximas elecciones municipales con la firme decisión de defender los intereses del Pueblo trabajador de la ciudad de Zaragoza. Para nosotros, las elecciones no son un fin, sino un medio más en la lucha por la distribución de la riqueza en beneficio de los trabajadores y por la gestión municipal por parte de estos mismos, es decir, por el socialismo.

Hasta ahora, la gestión realizada por parte de los diversos partidos y equipos municipales, se ha basado en beneficiar a los empresarios y banqueros, destinando los presupuestos públicos al servicio de esta minoría y no al servicio de la inmensa mayoría, es decir, el pueblo trabajador que vivimos en la ciudad, que somos los que producimos la riqueza.

El PCPE luchamos por que se dé prioridad a aquellas inversiones que realmente mejoran las condiciones de vida de la ciudadanía y por que estas inversiones municipales tengan un neto carácter social.

 

Por un Ayuntamiento con más recursos

  • Por una subida de tasas a las rentas más altas.
  • Por una municipalización del suelo, incluido el destinado a usos militares, que supone el 33% del suelo municipal.
  • No al derroche y enchufismo en las instituciones municipales.
  • Por la contención salarial y limitación de los puestos de confianza en los organismos públicos (consejeros, asesores, etc.)

En defensa de los servicios públicos

  • Municipalización del transporte urbano y metropolitano (autobuses, tranvía y cercanías) y reducción de precio.
  • Municipalización de todas las empresas y servicios públicos privatizados (recogida de basuras, gestión de aguas, administración de centros sociales, culturales y deportivos, etc.), así como la congelación de las tarifas.
  • Por una mayor oferta de servicios públicos y dotación de recursos en los ya existentes (guarderías, casas de juventud, centros cívicos, colegios, bibliotecas, piscinas, centros deportivos, centros de salud, residencias de tercera edad, etc.) así como su total extensión a los barrios urbanos y rurales de la ciudad, con su correspondiente oferta de puestos de trabajo.

Por Vivienda digna y asequible para los trabajadores

  • Impuesto específico para las viviendas vacías.
  • Fomento del alquiler a precio asequible (no superior al 10-15% del salario) frente a la especulación urbanística.
  • Inversión en la rehabilitación de los barrios ya existentes frente a la construcción de nuevos barrios.
  • Planificación integral de los barrios de nueva construcción para dotarlos de los servicios necesarios.
  • Prohibición del desahucio y ejecución de hipotecas por parte de los bancos.

Por una ciudad sostenible que preserve el medio ambiente

  • No a los grandes proyectos especulativos: Expo 2008, Expo Floral, navegabilidad del Ebro, etc.
  • Penalización de las empresas contaminantes.
  • Creación de nuevas zonas verdes y protección y mantenimiento de las ya existentes (Parque del Agua, Parque Grande, riberas, galachos, etc.)
  • Fomento del transporte colectivo.
  • Municipalización del servicio Bizi y aumento de su extensión para satisfacer las crecientes necesidades de uso.
  • Creación de una red de carriles bici que conecte el centro de la ciudad, los barrios y los polígonos industriales.

Por la cultura popular aragonesa y el deporte

  • Extensión de la cultura popular aragonesa y el deporte a todos los barrios y calles de la ciudad, con su correspondiente dotación de medios materiales e infraestructuras.
  • Apoyo municipal a la creación artística (grupos de música, teatro, etc.)
  • Construcción de nuevos centros deportivos y piscinas, especialmente en los barrios que carecen de estos recursos o son insuficientes.
  • Por un futuro para la juventud
  • Creación de un Plan de Empleo juvenil, basado en regeneración del tejido industrial, supresión de las practicas que supongan beneficio para el empleador y lucha contra la precariedad laboral.
  • Planificación de una propuesta de ocio alternativo basada en el deporte y la cultura, desde una concepción colectiva.
  • Apoyo económico e institucional a las organizaciones juveniles y su papel dinamizador.
  • Inversión en centros juveniles y Casas de Juventud.
  • Defensa y promoción del Consejo de la Juventud de Zaragoza como órgano consultivo para las decisiones acerca de las políticas juveniles.

Contra cualquier tipo de discriminación

  • Mujer: Por una política activa de igualdad real y no meramente formal como la política de cuotas.
  • Discapacitados: Eliminación de las barreras arquitectónicas y políticas de integración real.
  • Inmigrantes: No persecución de inmigrantes y creación de políticas de integración y no de formación de guetos.

Por la dignificación de jubilados y pensionistas

  • Aumento de residencias geriátricas públicas con personal cualificado, así como de centros de día y otras alternativas de ocio para este importante sector de la población.
  • Asegurar la existencia de Servicios asistenciales y sanitarios a domicilio.
  • Cumplimiento de la ley de dependencia.

Democracia y participación popular en las decisiones

Es necesario que toda la ciudadanía pueda decidir sobre lo que afecta a su ciudad. Por ello se hace imprescindible que se hagan referéndums vinculantes para la aprobación de los proyectos estratégicos de la ciudad, como fueron la Expo 2008, el tranvía o será Expo Paisajes en 2014.

Pero no podemos ni debemos conformarnos solo con eso. Es preciso que seamos todos los habitantes de Zaragoza los que poseamos la capacidad de decisión sobre lo que sucede en la ciudad, y no dejar que 31 concejales elegidos cada 4 años sean los que hagan y deshagan a su antojo, sin posibilidad de réplica o revocación.

Para ello, el Partido Comunista de los Pueblos de España, defiende la creación de comités de distrito con poder efectivo; elegidos mediante asambleas populares de barrio y/o distrito.

Estas asambleas elegirían a sus representantes en un Consejo municipal de Zaragoza, formado por todos los representantes de los comités de distrito, los cuales deberían supeditar sus posiciones a las establecidas en la asamblea de ciudadanos a la que representa.

Este Consejo tendrá el poder decisorio sobre las políticas y actuaciones de la ciudad de Zaragoza; y todos sus puestos serían revocables. Podrían ser revocados de su cargo si así lo estima la asamblea ciudadana por la que han sido elegidos.

En este programa electoral, también es necesario mencionar que para que se pueda dar una participación popular en la actividad política del día a día, es necesario que la Policía cambie sus funciones, ya que actualmente vemos cómo reprime al movimiento político organizado, en vez de trabajar por la seguridad ciudadana y la ayuda al Pueblo.

El próximo 22 de mayo, en Zaragoza

VOTA COMUNISTA, LA FUERZA DEL PUEBLO TRABAJADOR

VOTA PCPE